lunes, noviembre 28, 2005

Pregunta retórica

¿Deberíamos vivir como animales
un presente sin pasado ni futuro,
un momento por vez de instinto puro
sin buscar resoluciones ideales?

¿Deberíamos vivir como hacen ellos
un presente sin futuro ni pasado,
un "ahora" nunca bien focalizado
en una serie continua de destellos?

¿Será vivir así y morir de ancianos
sin conciencia de las pérdidas sufridas
aquel modo original de ser felices?

Todo es al pedo, che: somos humanos
y agregamos al dolor de las heridas
el recuerdo de las viejas cicatrices.

4 comentarios:

Cinzcéu dijo...

A mí este soneto me encanta pero no quiero abundar porque el tema amerita la opinión de otras especies, como el mono sapiens...

El Mono Sapiens dijo...

Pues me parece de una belleza tan ruda y sincera que te agrego a mis enlaces entre mis pocos amigos humanos.
A veces también pienso que "todo es al pedo". Sobre todo al sospechar que he heredado lo peor del bicho humano y lo más escuálido de la inteligencia animal. Salvo cuando mi amigo el Tucán viene a rescatarme de tanta cultura represora y saca de mí el núcleo biológico, que brinca, brilla y me liga con seres sensibles y críticos como ustedes.
A veces me gustaría haber nacido árbol...

Grismar dijo...

¿quién nos asegura que el árbol no se diga que le gustaría haber nacido humano, ese ser capaz de atesorar viejas heridas, convertirlas en miedos presentes y proyectarlas a un futuro supuesto, pero aún así seguir soñando?

SebastianDell dijo...

Y porque somos humanos, agregamos al placer del corazón (no encuentro analogía posible) el recuerdo de las viejas alegrías.

O algo así. Seamos positivos, leche.